COUNTRY Y CINE

Posted on Actualizado enn

nashville-1975

Nuestro amigo y colaborador Eduardo De Frutos dentro de su sección, El Rancho de Eduardo, vuelve de nuevo para hablarnos de sus dos grandes pasiones, la música y el cine, dentro de una serie de entregas, bajo el título Country y cine, en la cual nos hablará de películas cuya temática y contenido esta relacionada con este género musical. Una vez más Eduardo nos acercará a este interesante estilo musical.

COUNTRY Y CINE: NASHVILLE

A lo largo de las siguientes entregas, hablaremos de películas cuyo argumento está relacionado de alguna manera con la música country, y tendremos ocasión de escuchar extractos de su banda sonora. Voy a empezar, siguiendo un orden cronológico, con Nashville, una película de Robert Altman de 1975, que llegaría a nuestras pantallas al año siguiente.

Como sugiere su título, se desarrolla en la meca de la música country. Se trata de una película coral, sin un claro protagonista, en la que se narra la historia de varias personas a lo largo de cinco días, relacionadas todas ellas con el mundo de la música.

Le fue muy bien en la temporada de premios. Tuvo cinco  nominaciones a los Oscar y ganó una estatuilla a la mejor canción, así como once candidaturas a los Globos de Oro, de los que ganó uno, también a la canción. Pero hinquémosle el diente ya a su banda sonora…

Escuchemos, en primer lugar, la primera canción de género country que se llevó el Oscar a la mejor canción original. I’m Easy es una balada escrita e interpretada por Keith Carradine en la que el narrador confiesa estar tan enamorado de su pareja que no se siente capaz de oponer resistencia a ninguno de sus deseos, pero, al tiempo, teme que su carácter acomodaticio le haga sufrir: “No me lleves a ningún sitio donde no haya nadie para recogerme; me duele recordar las veces que he llorado”.

 

 

El tema con el que se abre y se cierra la película es It Don’t Worry Me, compuesta por Keith Carradine. El protagonista es un tipo optimista a quien no le preocupan los pequeños reveses de la vida, los impuestos ni la crisis económica (“La economía está deprimida, yo no”). Por supuesto, tampoco le importa lo que puedan decir de él: “Puede que digas que no soy libre pero no me preocupa”.

 

 

La contribución de Karen Black a esta banda sonora fue Memphis, en la que una mujer confía en que aparezca alguien que le salve de seguir desmoronándose cada vez más.

 

 

La actriz Ronee Blakey compuso My Idaho Home, donde evoca su niñez en Idaho.

 

 

Un año después del estreno, se celebraba el 200 aniversario de la Declaración de Independencia de Estados Unidos, lo que fue aprovechado por el equipo para incluir una canción patriótica sobre este tema. El actor y compositor Henry Gibson fue el encargado de cristalizar ese sentimiento en 200 Years, en la que se dice que “algo debemos haber hecho bien estos últimos 200 años”.

 

 

Eduardo De Frutos

Autor del blog: River of Country

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s